Sidebar

 

En el marco del proceso de transparencia y gestión pública que encara el gobierno de la Provincia y al que adhiere la Comuna curuzucuateña, este miércoles se concretó a las 10 el acto de suscripción del Acuerdo de Responsabilidad Fiscal entre la Municipalidad de Curuzú Cuatiá y el Gobierno provincial.

En este contexto, el gobernador Gustavo Valdés suscribió hoy un acta con Intendentes de la provincia para la instrumentación a nivel provincial de un Consejo de Responsabilidad Fiscal que tendrá como objetivo otorgar una mayor transparencia a la gestión pública, mejorar la previsibilidad financiera, establecer reglas claras y uniformes de comportamiento fiscal, incentivar al sector privado a invertir y armonizar la Política Tributaria Municipal en la Provincia.

El acto de entendimiento se produjo en el Salón Amarillo de la Casa de Gobierno de la Provincia, donde el mandatario provincial acompañado por el ministro de Hacienda y Finanzas, Enrique Vaz Torres suscribió el acta acuerdo con los Jefes Comunales que adhirieron a este pacto, entre ellos, el intendente municipal José Irigoyen.

Vale mencionar que para la provincia de Corrientes, este acuerdo es un "hecho inédito", ya vigente a nivel país entre el Gobierno Nacional y las Provincias, que ahora el gobierno administrado por Gustavo Valdés busca emular. De hecho, la Provincia sumó a las Comunas del interior en el Acuerdo de Responsabilidad Fiscal y podrán, de esta manera, recibir el fondo sojero de manera retroactiva, entre otros beneficios.

De Curuzú Cuatiá, se trasladaron hasta la Capital correntina, el Jefe Comunal José Irigoyen y la secretaria de Hacienda y Finanzas del Municipio, contadora Verónica Espíndola, con la finalidad de incluir a Curuzú Cuatiá en este hecho inédito a nivel provincial.

En primer término, el ministro mantuvo una reunión con todos los secretarios y directores de las carteras económicas de los distintos municipios que suscribieron el acuerdo, para interiorizarlos acabadamente de los alcances que tiene la reglamentación y la normativa vigente, y acto seguido, los Jefes Comunales rubricaron el acuerdo.

Con este esquema de Responsabilidad Fiscal se pretende que todos los Municipios tengan el mismo orden que busca la Provincia y que persigue también la Nación, con la finalidad de reducir el déficit fiscal que es el principal motor de la inflación, para que todo el sistema financiero logre alcanzar un equilibrio, y que dicho estado se traslade a los Municipios y redunde en una ventaja para los ciudadanos.