Sidebar

 

Transcurrieron dos semanas de la dura carta de Elena Bonatti, en la que cuestionó la “indiferencia” y la “incapacidad” de la clase política correntina, para avanzar con la obra del Centro Oncológico, construido lindero al Hospital Irastorza en Curuzú Cuatiá. Y que en respuesta a ello, se puso de pie la comunidad curuzucuateña en una multitudinaria marcha reclamando la pronta apertura del centro. La generosa mujer que donó hace dos años, 15 millones de dólares para la obra civil mediante un convenio con el Gobierno provincial, para avanzar con la misma, ayer volvió a implorar al Gobernador mediante una carta “Que haga algo” para poner en marcha el Centro Oncológico, tan necesario para la provincia de Corrientes.

En este contexto, ayer la señora Bonatti, expresó su malestar e indignación a través de una nota dirigida al gobernador Gustavo Valdés y a la comunidad en general, repudiando el repetitivo accionar del estado provincial, en cuanto a la mala comunicación y coordinación para poner en funcionamiento el Centro Oncológico. Así afirmó a NORTE de Corrientes el arquitecto Marcos Huber, director de obras del Centro Oncológico, quien ofició de mediador. “La señora Elena Bonatti me envió la nota para que se divulgue hoy -por ayer- ya que está molesta porque en todo el transcurso de la obra (hace dos años) el Gobierno provincial mantuvo una actitud repetitiva de indiferencia y falta de compromiso. Molesta la mala comunicación y coordinación. Es cuestión de sentido común, si es una donación 100% de Bonatti, entiendo que desde el gobierno deberían ser más participativos y abarcativos, la señora debería estar en el corte de cintas tanto del centro como de los quirófanos, es algo que se hizo en conjunto, y la forma sorpresiva en la que se le comunicó de la inauguración de los quirófanos el 16 de este mes, a través de una carta documento del ministro Cardozo, sin consultarle previamente si ella puede estar esa fecha en Curuzú”, expreso Huber.


Intimación


El escrito enviado al Gobernador y la comunidad consigna: “Me dirijo a ustedes a fin de comentarles mi asombro y para ponerlos en conocimiento sobre el accionar del ministro de Salud Pública de Corrientes, Ricardo Cardozo, quien nos ha enviado -careciendo de tacto y cortesía- una carta documento, en la que nos intima a que remitamos una serie de informes en el plazo de 48 horas (datos que deberían estar en conocimiento del ministerio atento a su función). En la misma carta documento nos ponen en conocimiento de que la fecha de inauguración de los quirófanos del Hospital Irastorza será el 16 de noviembre del presente año. Realmente no dejo de sorprenderme, no pretendo prerrogativas ni trato diferencial, lo que si exijo es respeto. ¿Les parece correcto que me entere de la fecha de inauguración de esta forma? Una vez más me demuestran la falta de compromiso. Luego de recibida la carta documento enunciada en el párrafo anterior, hoy jueves 1 de noviembre recibí mediante fax la invitación a la inauguración de los quirófanos. Al parecer se dieron cuenta de que la forma anterior no era correcta. Lamento que en ningún momento se hayan comunicado conmigo para preguntarme si en esa fecha podía estar presente en Curuzú Cuatiá. Espero que para la inauguración del Centro Oncológico sean más educados. No salgo de mi asombro en ver cómo sus ministros tratan a una persona que donó un Centro Oncológico, compró todos los aparatos de última generación, envió a seis médicos a Italia a especializarse y el ministro de Salud me envía cartas documentos. Estimado Gobernador, ¡haga algo por favor!”.