Sidebar

 

En Argentina ya son cinco los muertos por hipotermia debido a la ola polar que se registra en estos días. Se trata de personas que viven en situación de calle, así lo confirmó a medios nacio­nales el titular de la Red So­lidaria, Juan Carr. Las bajas temperaturas que azotaron el territorio durante la pri­mera ola polar de este in­vierno puso en alerta a las instituciones, que comen­zaron a activar mecanismos de asistencia destinados a personas en situación de calle. Aunque en la provin­cia de Corrientes aún no se registró ninguna baja debi­do a la ola de frío que se de­sató en los últimos días, en la ciudad de Curuzú Cuatiá ya se habilitaron tres refu­gios para albergar a hom­bres y mujeres en situación de calle. Lugares donde se les brinda la cena y el de­sayuno, inclusive abrigos. Hasta el momento son sólo cuatro las personas que son asistidas en estos refugios, confirmaron desde la Co­muna curuzucuateña.

En este contexto, la direc­tora de Niñez, Adolescencia y Familia del Municipio de Curuzú Cuatiá, Valeria Oria, en diálogo con NORTE de Corrientes contó: “En Curuzú tenemos tres refu­gios para asistir a personas en situación de calle. Desde el año pasado realizamos este tipo de intervencio­nes desde la Comuna por el frío. Uno de los refugios funciona en el barrio Vi­lla del Parque, que es sólo para hombres. Ese lugar cuenta con 24 camas (12 cuchetas) allí pasan la noche y se les da cena y de­sayuno. Otro de los lugares es la Vieja Estación y el Ex Tutelar del Menor, este úl­timo es sólo para albergar a mujeres”, expresó.

“En Curuzú ahora sólo tenemos cuatro personas en situación de calle, a las que se asiste en los refugios antes mencionados. El Mu­nicipio realiza un patrullaje por las calles de la ciudad para detectar a estas per­sonas en situación de calle, y la Policía también realiza lo propio. Los levantamos y los llevamos al lugar a los afectados”.

Por otra parte, Oria contó que “el Ex Tutelar también funciona como un lugar de tránsito ante algún dicta­men judicial para albergar a menores de edad. Aun­que estos tres lugares que te mencioné están disponibles durante todo el año para al­bergar a los que más lo ne­cesitan; por ejemplo cuan­do tenemos inundaciones también funcionan como centros de evacuados”.

“En nuestra localidad no hay muchas personas en situación de calle, ya que estas cuatro personas que hoy están en el refugio tie­nen familiares, pero utilizan la calle como forma de vida. El año pasado sólo tuvimos unas seis personas a las que se debió asistir en los refu­gios”, comentó la funciona­ria municipal. s

El año pasado sólo hubo seis personas en situación de calle, a las que se de­bió asistir en los refugios.

Inician una campaña solidaria para juntar abrigos y alimentos

En este contexto, la di­rectora de Niñez, Adoles­cencia y Familia de Curuzú Cuatiá, Valeria Oria, resal­to a NORTE de Corrientes que están trabajando en conjunto con la Biblioteca “Cuatiá Rendá” y la Casa de Derechos Humanos para ayudar a las perso­nas en situación de calle en Curuzú. Es por ello que “se inició una campaña solidaria en conjunto, para juntar ropa de abrigo, fra­zadas y alimentos, los que serán recepcionados en la biblioteca ubicada en Ri­vadavia y Don Bosco, de lunes a viernes de 10 a 12 y de 16 a 20”.

Ante las bajas tempe­raturas que se registraron en los últimos días y el pronóstico poco agorero para las próximas jorna­das, hacen un llamado urgente a la solidaridad de los curuzucuateños para juntar elementos de pri­mera necesidad para los damnificados. Oria solici­tó la colaboración de los pobladores para apoyar a las personas en situación de calle.s

Valeria

Oria

DIR. NIÑEZ, ADOLESCENCIA Y FAMILIA DE CURUZÚ.

“En Curuzú ahora tenemos sólo cuatro personas en situación de calle, a las que se asiste en este tipo de re­fugios. El Municipio realiza un patrullaje por las calles de la ciudad para detectar a estas personas y la Policía también realiza lo propio. A los afectados los levanta­mos y los llevamos al lugar. Tenemos tres refugios en Curuzú: La Vieja Estación, el Ex Tutelar del Menor y otro que funciona en el barrio Villa del Parque”, enfa­tizó