Sidebar

 

En comunicación con Radiofmtotal María Mercedes Aspiazu, Maitena profesora del Instituto Superior de Curuzú Cuatiá comentó que el proyecto tuvo iniciativa  el año pasado por los chicos de 4to año, del profesorado de inglés y este año ya están llevando a cabo  la segunda edición del mismo.



 La profesora encargada de dicho proyecto sostuvo que, “actualmente son 4 alumnas del 4to año, más un alumno que ya participó el año pasado, quien tiene el rol de “expertis”  los que están experimentando la experiencia,  y lo hacen en los 2dos grados, 3ro y 4to.

Además destacó “que no los chicos de la escuela especial aprenden el idioma, sino que también lo hacen las mismas talleristas.

“Se hacen adecuaciones y adaptaciones del idioma a las diferentes dificultades que poseen los chicos  y se trabaja desde lo emocional, las inteligencias múltiples y las emociones”, siguió diciendo.  

Asimismo agradeció a cada uno de los integrantes de la escuela especial por haberlos recibido y  por permitirles, a los alumnos, experimentar las experiencias.

Contó que “el año pasado se trabajaba solo con 3ro y 4to grado y  tenían en cuenta que quienes cursan dichos gados, luego se insertan en escuelas normales donde también aprenden inglés, pero que este año el desafío es mayor ya que  también trabajan con los 2dos. “Esto va creciendo y por eso queremos enseñarles esta lengua extranjera, para que cuando se inserten en la escuela, tengan conocimiento”, agregó.

Igualmente expuso que dicha lengua va a ser enseñada durante todo el mes de octubre, los  días lunes  y jueves de 8:10 a 8:50hs.

En la misma línea indicó que este plan de enseñanza “tiene como eje principal trabajar la inteligencia emocional y un tópico; este año, son los animales”.

No obstante aclaró que “durante  el mes de septiembre se realizaron las observaciones y el diagnostico en la institución ya que cada grupo es diferente y por ende la enseñanza es distinta”.

Aseguró que “Siempre en cada ámbito, hay cuestiones difíciles pero lo más productivo, según palabras de sus mismas alumnas, es la calidez de los chicos y los docentes de la escuela”.

“En otros lugares no nos tratan como estos niños quienes nos hicieron sentir como en nuestra propia casa”.

Por otro lado detalló que “el viernes y sábado de la semana pasada, estuvieron en el Congreso de educación Superior donde el proyecto fue compartido con los demás institutos y  allí se pensaba que esto no sea solo un proyecto, sino que forme parte del currículo escolar”.

Finalizando afirmó  que “aún queda  mucho por caminar, pero esto es un inicio y el desafío es cada vez mayor”.  No satisfechos con esto relató que  están pensando en cómo será el cierre y “se pretende que los chicos expongan sus aprendizajes con los demás chicos”.

“Todo lo que se utiliza como lo lúdico y las tecnologías hace que el clima sea favorable y que cada chico se sienta a gusto y pueda disfrutar”.