Sidebar

 

De acuerdo con los datos oficiales del Registro de Niños, Niñas y Adolescentes extraviados, en 2017 hubo un total de 76 personas perdidas, de las cuales se lograron encontrar 30 y 46 siguen perdidas. La información da cuenta que del total 11 son reincidentes y 11 son mayores de edad. En diálogo con Radiofmtotal , el subsecretario de Derechos Humanos, Manuel Cuevas manifestó que en 2017 hubo un total de 76 personas perdidas, de las cuales se lograron encontrar 30 y 46 siguen perdidos.

Además, comentó que están trabajando en coordinación con el Registro Nacional, el Consejo Provincial de la Niñez, Adolescencia y Familia (CONAF), la Policía de la Provincia, los Juzgados de Menores, la Comisaría de la Mujer y el Menor.
Asimismo, detalló que los números de las personas desaparecidas van fluctuando porque algunos chicos son reincidentes.
Sin embargo, manifestó que es una situación preocupante porque hay una cuestión social, un problema familiar que los lleva a los chicos a la calle. “Y un chico en la calle es preocupante porque está en riesgo”, exclamó.
También, informó que están trabajando en forma regional con la provincia del Chaco , Misiones, Formosa, Entre Ríos debido a que tienen el mismo inconveniente, la misma modalidad de desaparición.
“Me acuerdo de un chico de Bella Vista, que siempre se ausentaba de la casa, un chico de 9 años que se subía en cualquier colectivo de larga distancia y aparecía en Mendoza o Buenos Aires”, recordó
Al respecto, relató "fue un caso que llamó mucho la atención por la intrepidez del niño en subirse a un colectivo y de pronto aparecer en Mendoza o Buenos Aires."
“Los chicos que desaparecen en Corrientes, quedan en Corrientes por ahí aparecen voluntariamente a la casa o son encontrados por la policía; pero tratamos en conjunto con la escuela detectar en qué lugar puede estar”, justificó.
Sobre las causas, el subsecretario, afirmó que se trata de cuestiones domésticas y familiares.
A demás, sostuvo que hay todo un protocolo que seguir, pero que ante la aparición de un niño, se le hace un estudio socio-ambiental a la familia para ver si el chico va a estar seguro.
“Lo lógico es que vuelva con los padres, cuando hay situaciones de maltrato, el juzgado toma todas las precauciones para que el chico vaya con una familia sustituta, mientras va a un hogar para ser resguardado”, fundamentó.
“Es un tema preocupante, pero ante una desaparición hay que hacer una denuncia en la comisaria, y a partir de ahí ya se activan todas las comunicaciones y eso ya queda en el registro”, finalizó.